viernes, 4 de junio de 2010

Vinculan baja presencia de vitamina D con padecimientos cardiovasculares en adolescentes

La baja presencia de vitamina D en los organismos de adolescentes estadounidenses es un factor de riesgo asociado fuertemente con padecimientos como hipertensión, hiperglucemia, y síndrome metabólico, aseguran especialistas.
En un estudio realizado por investigadores de las Universidad de California y la Escuela de Medicina Johns Hopkins, de Maryland, se encontró que, independientemente de la acumulación de grasa, una baja presencia de vitamina D predispone a los jóvenes a enfermedades cardiometabólicas. Los investigadores, coordinados por el doctor Jared P Reis, examinaron en ayunas los niveles de vitamina D en 3 mil 577 jóvenes entre 12 a 19 años, mismos que participaron en la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2001-2004. Los resultados del análisis, que se pubican esta semana en la Revista Pediatrics de la Asociación Americana de Pediatría, mostraron niveles más bajos en la población afroamericana, intermedios en los adolescentes mexico americanos y una más alta presencia en anglosajones.
Los niveles bajos de vitamina D fueron asociados inmediatamente a sobrepeso y obesidad abdominal, pero después siguió un análisis de elementos como la edad, el sexo, la raza/pertenencia étnica, Indice de Masa Corporal, estado socioeconómico, y la actividad física. Entonces los niveles se vincularon con la presión arterial sistólica, presión sanguínea, concentraciones de glucosa del plasma, entre otros. Los investigadores concluyeron en que una baja presencia de vitamina D es factor de riesgo para enfermedades cardiovasculares en adolescenetes de Estados Undios.
La vitamina D se encuentra en alimentos como la leche y los huevos y funciona en la regulación del paso del calcio a los huesos. Una deficiente presencia tiene que ver con una dieta no balanceada.

AUMENTAN LESIONES EN CLASES DE EDUCACION FISICA
La revista Pediatrics también incluye esta semana los resultados de un estudio que indican un incremento de 150 por ciento en los casos de lesiones de niños y adolescentes durante sus clases escolares de educación física, durante los últimos once años. El estudio denominado "Lesiones de la clase de educación física tratadas en los departamentos de urgencias de los hospitales de Estados Unidos durante 1997-2007", fue realizado por especialistas de las universidades de Columbus, Ohio. Asegura que la actividad física es un componente clave de la salud, y que muchas escuelas están aumentando requisitos en esta disciplina, particularmente para ayudar a prevenir la obesidad en los niños. Los especialistas, encabezados pro Nicolas G Nelson, analizaron datos de 405 mil 305 niños y adolescentes de 5 a 18 años, atendidos en los departamentos de urgencias médicas. Cerca del 70 por ciento de las lesiones ocurrieron durante seis actividades realizadas dentro de las clases de educación física: atletismo, basquetbol, futbol americano y soccer, voley bol y gimnasia. Se encontraron diferencias en las lesiones sufridas entre niños y niñas, de tal forma que los varones reportaron más heridas y fracturas ocasionadas por coalisión con otra persona o estructura durante el juego o en una actividad grupal. En tanto las mujeres registraron un mayor número de tensiones y esguinces en las piernas y lesiones durante activdades individuales. La mayoría de los heridos, el 52 por ciento, pertenecían a edades de los 13 a los 15 años. Los investigadores recomiendan desarollar estrategias para la prevención de lesiones durante la actividad fisica en las ecsuelas, y resaltan la importancia cada vez mayor de esta disciplina.para conservar la salud de los niños y jóvenes.