martes, 28 de octubre de 2008

La población de pingüinos se reducirá en un 75% a causa del cambio climático

El aumento global de la temperatura, que será dos grados centígrados, provocará que la población antártica de pingüinos adelia y emperador se vea reducida entre un 50% y un 75%, respectivamente, en 2042 en la zona continental de la Antártida, según el estudio 'Cambio Climático en la Antártida' del grupo ecologista WWF/Adena presentado en el Congreso Mundial de la Naturaleza. "Los pingüinos se han adaptado muy bien a la vida en las condiciones extremas de la Antártida. Pero la subida de la temperatura global y la pérdida de fuentes de alimentación y zonas de su hábitat ya ha provocado la disminución de su población. Si la temperatura crece 2 grados más, los pingüinos, esos símbolos de la Antártida, correrán un serio peligro", dijo el coordinador del programa de WWF de lucha contra los cambios climáticos en la Antártida, Juan Casavelos.

El promedio de la temperatura global ya aumentó 0,74 grados en el planeta. Además, la temperatura sube más rápido en los polos que en otras regiones de la Tierra. Las observaciones meteorológicas, que se realizan en la Anártida sólo durante los últimos 50 años, registraron allí la subida de 2,5 grados Celsio en ese período.