martes, 13 de enero de 2009

Los expertos auguran la muerte de los blogs

Hace tiempo que los blogs no son la última expresión de la vanguardia de Internet, no han desaparecido del mapa, ni mucho menos, pero hay quien ya les está cavando una bonita tumba pese a que existen más de 77 millones de ellos. La edición digital de Wired, revista de culto entre los tecnófilos, dice que son un fenómeno de 2004 superado por el exceso de publicidad y la huída de las estrellas, castigado por Google y falto de originalidad.

La blogosfera se ha llenado de basura, publicidad encubierta y opiniones copiadas de otras webs
Los argumentos de Wired y otros críticos son variados. Insisten en que la blogosfera se ha llenado de basura, publicidad encubierta, opiniones copiadas de otras páginas, noticias sin sustancia y miles de bitácoras convertidas en granjas de enlaces cuyo único propósito es mejorar el posicionamiento en buscadores, cada vez con menos éxito.

Siguen existiendo cientos de plataformas de publicación, gratuitas en su mayoría. Y blogs de éxito, tanto entre las grandes audiencias como entre pequeños grupos de internautas que encuentran en las bitácoras el lugar en el que se habla de lo que les interesa. Pero la llegada de los profesionales al mundo de los blogs es vista por el artículo publicado en Wired como un indicio del principio del fin. Resaltan, de hecho, que en el escalafón de los 100 blogs más populares elaborado por Technorati está lleno de gente que escribe por dinero.

También incide en la influencia de las bitacoras que han perdido también la influencia que en su día tuvieron sobre los resultados de Google, cuando cualquier post publicado en Blogger podía ocupar el primer puesto de la lista del buscador. Ahora el gigante de internet ha modificado sus algoritmos para evitar la manipulación de sus listados por la acción coordinada de cientos de bitácoras, y éstas han perdido visibilidad.

Estrellas que pierden su brillo

Incluso ha desaparecido una de las más preciadas joyas de los pioneros de los blogs, la netiqueta , las normas de protocolo digital que regulaban de forma implícita el comportamiento en un blog. En la actualidad, segun Wired, es difícil publicar un post sin que a los cinco minutos hayan llegado ya unos cuantos comentarios incediarios y sin sentido cuyo único objetivo es malmeter. Los trolls, nombre que se da a los internautas que se dedican a sembrar el desconcierto y la discordia en las conversaciones que se generan en los comentarios, parecen haberse multiplicado exponencialmente.


La publicación de fotografías y vídeos está barriendo al texto

Otro factor importante es el de los formatos. El blog es en origen texto, pero vivimos la era del multimedia, del vídeo y la fotografía. Es bien cierto que existen videoblogs y fotologs para poder seguir expresándose, pero los blogs tal y como surgieron hace años se han quedado antiguos, según la publicación tecnológica.

Tampoco hay que olvidar el elemento social, que puede integrarse en los blogs pero que no forma parte originalmente de las herramientas, y que los internautas encuentran más fácilmente en redes sociales o nuevos formatos como Twitter, Flickr o YouTube. La incorporación del formato blog a estos y otros servicios parece estar teniendo más éxito que el proceso a la inversa, la asimilación por parte de los blogs de los elementos sociales, sobre todo en la gestión de comentarios.

Por último hay que destacar la retirada de varias blogstars, sobre la que llamaba la atención a principios de este verano el experto en redes Francis Pisani. El caso más llamativo es quizás el de Jason Calcanis, uno de los blogueros estrella de EEUU que decidió "jubilarse", restringiendo sus comunicaciones a un grupo limitado a 750 personas con los cuales se comunicará mediante una boletín cuyo primer número anunciaba la "muerte oficial" del blogging.

Lo cierto es que los millones de blogs existentes no se van a volatilizar de repente. ComScore dice que había 77,7 millones en agosto de 2008, eMarketer situaba en mayo la cifra de lectores de blogs sólo en EE UU en 94,1 millones y según Universal McCann 184 millones de personas han abierto un blog en alguna ocasión. Pero eso no hace desaparecer la cuestión sobre el futuro de esta herramienta y su posible evolución, que hemos planteado a varios expertos en el tema.


4 comentarios:

Moisés Márquez dijo...

Yo lo veo de otra forma.

Lo que está muriendo es la posibilidad de hacerse rico a base de escribir en un blog. La promoción personal, todas esas cosas. Un blog es una forma de expresión, ni más ni menos. Y, en algunos contados casos, una extensión de lo que hace años se hacía con las redes de IRC.

En fin. Lo fácil que se hace uno experto en algo.

Saludos!

Lolo dijo...

Soy un granjero de enlaces (Linker Farmer) y exijo silencio al respecto.

admin dijo...

Los blogs nunca morirán para la gente que tenga algo que decir en ellos... los fraudes, por el contrario, siempre tienen un final...

Elphaba dijo...

Estoy de acuerdo con moises, los blogs no morirán pero poco a poco dejarán de ser usados como una fuente de ingresos...